27 mar. 2010

Decálogo de medidas financieras para PYMES.

El conocido como Pacto de Zurbano, se firma la semana que viene, recoge un pacto de mínimos con las medidas que el Gobierno ha sido capaz de acordar con el resto de fuerzas políticas para salir de la crisis.


Las medidas de naturaleza financiera con incidencia en los ámbitos fiscal y tributario pueden resumirse en el decálogo que recogemos a continuación:
  1. El Instituto de Crédito Oficial (ICO), antes del 15 de junio, concederá préstamos directos a pequeñas y medianas empresas (PYMES), con un importe máximo de 200.000 euros por operación, decidiendo y asumiendo el ICO el riesgo de estas operaciones al 100%.
  2. Reducción de los plazos y trámites de contratación para la selección competitiva por parte del ICO de una oferta que permita la instrumentación de estos préstamos en el ámbito nacional.
  3. Adopción de un acuerdo por el que se instruye al ICO para que eleve los topes de riesgo que asume, tras un análisis de las líneas de mediación relevantes, hasta los niveles medios de riesgo de las entidades de crédito para los colectivos de referencia
  4. Flexibilización de los requisitos de reinversión de los fondos derivados de las titulizaciones FTPYME permitiendo que se destinen a financiar activo circulante de PYMES.
  5. Reforma de la Ley de Contratos de las Administraciones Públicas y de la Ley de Subvenciones para posibilitar la continuidad de la relación contractual o de las subvenciones con las empresas sometidas a procedimientos de concurso cuando de ello no resulte lesionado el interés público.
  6. Fijación de un tope máximo a los aranceles de los procuradores en los procedimientos concursales.
  7. Prolongación para 2010 de la regla transitoria prevista en el RD-Ley 10/2008, sobre cómputo de pérdidas en los supuestos de reducción obligatoria de capital social en la sociedad anónima y de disolución en las sociedades anónimas y de responsabilidad limitada.
  8. Prórroga para los ejercicios 2011 y 2012, de la libertad de amortización siempre que se mantenga el empleo, establecida en la Ley 4/2008, de 23 de diciembre.
  9. Flexibilización para las PYMES de los requisitos para recuperar el IVA en el caso de impago de facturas, así como acortar el plazo de 1 año a 6 meses.
  10. Simplificación para las PYMES de las obligaciones de documentación en operaciones vinculadas fundamentalmente interiores.
Imagen: Marsal Ferre