10 jul. 2009

Las aportaciones de la Auditoría a la Empresa (II).

Resulta conocido que la auditoría con sus análisis, recomendaciones e informes aporta soluciones y confianza al entorno empresarial para que desarrolle su actividad económica en las mejores condiciones posibles, lo que comporta indudables beneficios socio-económicos para la sociedad en su conjunto.
En la primera parte de esta entrada se recogieron las cinco primeras manifestaciones del decálogo, referentes a las aportaciones de la auditoría a la empresa, que el Instituto de Censores Jurados de España (ICJE) presentó recientemente. Ahora presentamos las cinco restantes.

Ya comentamos que el decálogo que nos ocupa permite identificar numerosas actuaciones de los auditores que pretenden, desde su independencia y con su alta capacitación técnica, apoyar la buena gestión empresarial, la formación de calidad y la aplicación de un marco regulatorio basado en la convergencia normativa.






Como afirma el ICJE:
Ante esta situación, la auditoría de cuentas se encuentra en el ‘momento adecuado y el sitio oportuno’ para que tanto el tejido empresarial como las instituciones reguladoras y supervisoras aprovechen la decisiva actuación de estos profesionales independientes, que sin duda contribuyen a superar no pocas incertidumbres y complicaciones derivadas de la crisis económica y a que la actividad económica opere y funcione de acuerdo a un mercado libre y en competencia.
Más información: ICJE